Se encuentra usted aquí

Graban cuatro siglos de milagros tapatíos

La Virgen de San Juan de los Lagos, en Jalisco, es protagonista de cinta de época
Noé González, realizador de la historia que se rodará durante tres meses en Guadalajara y Estado de México. CORTESÍA FRANK RODRÍGUEZ
14/04/2019
12:09
El Universal
-A +A

Cuentan que en 1623 llegó a San Juan de los Lagos, Jalisco, una familia de cirqueros, cuya pequeña hija, en una de las prácticas se clavó una espada en el pecho, muriendo.

Amortajada, fue ingresada a la sacristía de la iglesia y sobre su cuerpo fue colocada una imagen de la Virgen de San Juan.

Pasado un rato, la niña comenzó a moverse y se levantó como si nada, dispuesta a seguir viviendo.

Ahora ese hecho, así como otros ocurridos en el siglo 19 y uno más reciente, serán replicados en el filme Cuatro siglos de milagros, cuyo rodaje dirigido por Noé González, arrancó la semana pasada en el mismo lugar donde han sucedido.

El elenco está conformado por rostros desconocidos para darle mayor autenticidad a la historia, la cual ha contado con asesoría de religiosos.

La cinta de carácter independiente costará 70 millones de pesos, cantidad extraída de particulares, lejos de fondos públicos.

“No es una película católica propiamente, habla de la Virgen, pero no intenta convencerte”, asegura el productor Frank Rodríguez.

“Desde un inicio se platicó que se iban a contar cosas crudas, la iglesia se dio cuenta que no estaba en contra de ella ni a favor, pero entonces pidió ayudar para que las historias fueran como sucedió y se hizo para que cuando llegue a cines, la gente no diga que así no fue”, agrega.

El rodaje de Cuatro siglos de milagros se realizará durante tres meses no solamente en San Juan de los Lagos, sino también en la ciudad de Guadalajara y el Estado de México.

Requerirá, además, de mil 500 extras para entrar en escena.

“En San Juan hay todavía arquitectura de época, pero se van a recrear hospitales, una especie de circos, de aldeas; hay unas iglesias específicas que están como en ruinas y hay que reconstruirlas”, detalla Rodríguez.

La producción corre a cargo de la recién creada Lylu FILMS, teniendo como el rostro más conocido a Humberto Fuentes (Vida express).

El mismo entrevistado tendrá uno de los personajes en la época actual; un jefe que aconseja a subalternos.

“Pensamos en rostros desconocidos pensando por ejemplo que si en La pasión de Cristo habría estado Brad Pitt, por muy buen actor que fuera, no se quitaría de la mente que era Brad Pitt; entonces se eligieron a actores de Tijuana, Jalisco y Estado de México, que han hecho varias cosas, pero no son famosos”, detalla.

Rodríguez es conocido en el medio cinematográfico por la independiente My first movie, la cual produjo y actuó y llegó a ser estrenada en cines de Estados Unidos.

Comentarios