Se encuentra usted aquí

Desechos industriales inundan a ejido “Arroyos”

Denunciaron que los habitantes fueron privados hace alrededor de 5 meses del agua entubada que les proporcionaba la Comisión Estatal del Agua.
Foto: Archivo
06/02/2019
03:15
Samuel Estrada
San Luis Potosí, SLP.
-A +A

La situación que viven en el ejido de Arroyos perteneciente al municipio de San Luis Potosí, podría definirse con la siguiente frase: “les llueve sobre mojado”, excepto porque se trata de todo lo contrario, el inicio fue solo fue el desabasto de agua para uso doméstico desde hace cinco meses, y todo se ha venido complicando aún más, ahora no solo eso sino también la contaminación de desechos industriales, las amenazas de empresarios y hasta de la propia Comisión Estatal del Agua (CEA). 

De acuerdo a la denuncia del comisariado ejidal y propios habitantes del ejido de Arroyos (que incluye entre otras comunidades a la Noria de San José ubicada en el corazón de la zona industrial) fueron privados hace alrededor de 5 meses del agua entubada que les proporcionaba la Comisión Estatal del Agua (CEA). 

Tomaban agua de la presa San Antonio 

Sin embargo, solo se les aseguró que en breve se solucionaría el asunto, de cualquier forma tomaban remanentes de la presa “San Antonio” que escurrían de una grieta de la cortina por lo que lograron sobrellevar estos meses al obtener el vital líquido de esta manera, pero hace tres semanas pasó lo que nunca se imaginaron, la CEA abrió las compuertas de la presa y dejó desecar la presa en pocos días. 

“Secan” la presa 

La autoridad ejidal reclamó que la autoridad estatal no les hubiese avisado que se haría esta apertura de las compuertas, de lo contrario hubiesen tomado sus precauciones, incluso hubiesen buscado la posibilidad de llenar algunas ollas de abrevadero y tinacos para el consumo doméstico, desafortunadamente no sucedió así y se quedaron sin gota de agua. 

Fue entonces que se manifestaron en contra de la CEA en donde les explicaron que esto se debía a que se consiguió un recurso para la rehabilitación y modernización de la presa San Antonio, lo cual también les incomodó porque de nueva cuenta no lo informaron al comisariado ejidal de Arroyos a pesar de que esta agua la tienen concedida por un decreto presidencial, es decir era obligación de la autoridad ponerles a consideración las nuevas obras en la presa. 

Ante tal situación, a la par los ejidatarios decidieron interponer un amparo en contra de la rehabilitación de la presa, el cual fue otorgado por un juzgado de distrito y se suspendieron las obras, esto con la intención de poder volver a tener agua, almacenarla y recibirla de nueva cuenta, mientras tanto la CEA se comprometió a surtirlos de agua a través de pipas. 

Abastecen con pipas, incluye costo 

Denunciaron que cuando la CEA se enteró del amparo concedido a la comunidad amenazó al comisariado ejidal con retirar el servicio de pipas de agua para el ejido hasta en tanto no se desistieran de su denuncia de amparo, esto a pesar de que “los piperos” les están cobrando el agua que reciben pese a que supuestamente sería un servicio gratuito. 

Por otro lado, en una consecuencia inesperada, pero que no se tuvo la previsión de anticipar, desde hace años, algunas empresas estuvieron vaciando desechos industriales en antiguos bancos de materiales como el tepetate en terrenos de la Noria de San José, luego de que decidieron abrir las compuertas de la presa, estos campos contaminados se inundaron y sus aguas tóxicas contaminaron todos los terrenos contiguos y siguió su camino contaminante pasando la carretera 57 hasta la localidad de Jassos. 

Los propietarios de todos estos terrenos que fueron “bañados” por estas aguas contaminadas han denunciado la afectación a sus tierras, tanto en materia agrícola como en ganadera, ya que muchos de sus animales, principalmente ganado menor como cabras y borregas han comenzado a sufrir enfermedades, y en muchos casos han muerto por consumir de esta agua que quedó encharcada en algunos sitios, por lo que hicieron el llamado  a la SEGAM y a la Semarnat para atender este caso.

Comentarios