Se encuentra usted aquí

Reclamará Bolivia a México por actividades políticas de Evo Morales

"México tendría que exigirle a Evo Morales a que cumpla con los protocolos de asilo y no estar incitando al país con su afán prorroguista desde donde está. Eso es verdaderamente vergonzoso", advierte Jeanine Áñez
Foto: Reuters | El Universal
14/11/2019
11:38
AFP | AP | El Universal
-A +A

La Paz.- Bolivia presentará un reclamo diplomático ante México por la actuación política del expresidente Evo Morales, asilado en ese país, anunció este jueves la presidenta interina Jeanine Áñez.

"Tenemos una canciller (Karen Longari) que hará la representación que corresponda ante esa ruptura de ese protocolo" de asilo político, afirmó Áñez en una conferencia de prensa.

Longari fue designada el miércoles al frente de la cancillería boliviana, junto a una decena de ministros del nuevo gabinete.

El exgobernante indígena, a quien el gobierno mexicano de Andrés Manuel López Obrador le dio asilo, ha ofrecido conferencias de prensa y ha estado activo en Twitter desde que llegó a ese país el martes, dos días después de renunciar presionado por protestas contra su cuestionada reelección el 20 de octubre y tras perder el apoyo de las Fuerzas Armadas.

"México tendría que exigirle a Evo Morales a que cumpla con los protocolos de asilo, y no estar incitando al país con su afán prorroguista (de continuar en el poder), desde donde está. Eso es verdaderamente vergonzoso", dijo la nueva mandataria derechista boliviana, quien asumió el poder el martes en una sesión sin el cuórum reglamentario.

Morales se refugió en México tras renunciar acorralado por las protestas sociales y la presión de las fuerzas armadas tras las elecciones.

En una rueda de prensa en México la víspera, llamó a un acuerdo nacional para pacificar a Bolivia con el apoyo de países “amigos” y dijo que está dispuesto a volver si el pueblo se lo pide.

Su partida no aplacó las protestas que primero fueron en contra el supuesto fraude electoral y que ahora son protagonizadas por partidarios de Morales que no reconocen a Áñez.

Casi cuatro semanas de violencia han dejado 10 muertos y más de 400 heridos en Bolivia, según cifras oficiales.

Las ciudades bolivianas donde se realizaron huelgas y bloqueos de calles contra Morales, intentaban retomar este jueves la normalidad, aunque persistían focos de conflictos en la ciudad de El Alto, vecina de La Paz, en Cochabamba (centro) y en la región de Santa cruz (este), donde grupos afines el exgobernante rechazan a Áñez.

Una columna de partidarios de Morales bajaba al mediodía hacia La Paz desde El Alto, lo que podría derivar en choques con la policía.

Evo Morales no está habilitado para participar en nuevas elecciones 

En rueda de prensa, Jeanine Áñez dijo que “toda la convulsión social” que atraviesa Bolivia es consecuencia de la insistencia de Morales de postularse a un cuarto mandato y aconsejó al Movimiento al Socialismo (MAS), el partido del exmandatario ahora asilado en México, que busque otro candidato.

“El MAS tiene todo el derecho para participar en elecciones, que busquen candidatos. Evo y (el exvicepresidente Álvaro) García Linera no pueden participar, no están inhabilitados”, dijo Áñez.

Morales quedó habilitado para participar en las elecciones del 20 de octubre, calificadas de fraudulentas por la oposición, gracias a un fallo constitucional después de perder un referendo que le dijo “no” a su postulación no autorizada por la constitución. Añez declaró la víspera que hará gestiones para anular ese fallo.

El nuevo ministro de Gobierno, Arturo Murillo, acusó a Juan Ramón Quintana, brazo derecho de Morales, de estar activando las protestas en Bolivia.

“Vamos a ir a la cacería de Quintana. ¿Por qué es cacería? Porque es un animal que está matando gente”, dijo en referencia al polémico exministro de la presidencia y exembajador en Cuba.

Morales y su partido mantienen intacto su poder en alcaldías, sindicatos y organizaciones indígenas que han controlado en los 13 años y nueve meses que estuvo en el poder.

Comentarios