Se encuentra usted aquí

NXIVM, el culto sexual que atrajo a Hollywood y a ricos

Desde su creación, se dice que asistieron a alguno de los cursos unas 17 mil personas. NXIVM se expandió a Canadá y México.
El líder de NXIVM, Keith Raniere (rojo), ante la corte de Brooklyn, el 19 de junio. Foto: JANE ROSENBERG. REUTERS
28/12/2019
01:54
El Universal
-A +A

Un genio autoproclamado; un culto sexual bajo la pantalla de una empresa que daba cursos de superación personal para personas de alto nivel económico y en el que se vieron implicados mexicanos conocidos, acaparó la atención entre mayo y junio de este año.

Fue el juicio contra Keith Raniere, que comenzó el 7 de mayo en Nueva York. Detenido en un escondite en Puerto Vallarta en 2018, el proceso en su contra destapó una secta sexual que atrajo grandes nombres de las altas esferas mexicanas, como Emiliano Salinas (hijo del expresidente Carlos Salinas de Gortari) o Rosa Laura Junco

El primero se deslindó de cualquier ilegalidad del grupo, mientras que la segunda fue mencionada durante el juicio como coconspiradora y quien proporcionó una de las propiedades señaladas como sede de los rituales de la secta. También se le mencionó como reclutadora de esclavas sexuales para Raniere, quien manejaba un esquema de esclavas-amo. Ellas no sólo estaban a su servicio sexual, sino que incluso eran marcadas.

Raniere, conocido también como “Vanguardia”, creó NXIVM en 1998 en Albany, Nueva York. Los cursos eran conocidos como Executive Success Program (Programa de Éxito Ejecutivo). El costo mínimo era de dos mil dólares, pero a cambio se ofrecía a los asistentes liberarse de traumas, miedos y demás.

Figuras como Allison MackSarah Edmondson o la multimillonaria Clare Bronfman se unieron. Desde su creación, se dice que asistieron a alguno de los cursos unas 17 mil personas. NXIVM se expandió a Canadá y México.

Sin embargo, detrás del grupo de autoayuda había un sujeto que se veía como el hombre más inteligente del mundo. Uno que necesitaba satisfacer sus deseos sexuales y para ello no dudó en reclutar mujeres. Y fue así como creó DOS, una especie de hermandad de mujeres comprometidas, unas, a buscar mujeres para el amo; las otras, a satisfacer sus deseos. La acusación no sólo lo incluyó a él, sino a Mack, Bronfman y otras tres mujeres: Kathy RussellLauren Salzman Nancy Salzman. Todas se declararon culpables.

Mack reconoció haber ayudado a Raniere a reunir su harem; Bronfman confesó haber cometido delitos financieros a favor del acusado.

A lo largo del proceso se escucharon testimonios de terror. Fue el caso de la mexicana Daniela, que contó que tras ser esclava sexual de Raniere, se interesó en alguien más, por lo cual fue encerrada durante dos años. No fue la única. Sus dos hermanas, Camila y Mariana, también fueron esclavas sexuales de Raniere y las tres fueron obligadas a abortar. Camila, la más joven, tuvo relaciones con Raniere desde los 15 años, convirtiéndose en la prueba de sexo con menores del gurú. Mariana era la pareja de Raniere y madre de un hijo suyo.

Raniere fue acusado de tráfico sexual, posesión de pornografía infantilextorsión, crimen organizado, trabajo forzado, lavado de dinero y fraude.

Raniere exigía a sus víctimas fotos comprometedoras, con las que luego las extorsionaba para impedir que lo abandonaran o que hablaran. Las pruebas eran guardadas celosamente por las reclutadoras.

El 19 de junio, Raniere, de 58 años, fue declarado culpable de todos los cargos en su contra relacionados con tráfico sexual y forzar a mujeres a tener relaciones sexuales con él. Sus abogados alegaron que Raniere creía genuinamente en medios no convencionales de autoayuda y que todos sus encuentros sexuales con seguidoras fueron consensuados.

Aunque su audiencia de sentencia se programó para el 25 de septiembre, se pospuso para enero de 2020. La sentencia mínima por los delitos que se le imputan es de 15 años, pero podría ser condenado a cadena perpetua.

Comentarios