28 / enero / 2022 | 06:45 hrs.

¿Los funcionarios públicos en México pueden recibir regalos por Navidad?

Si quieres obsequiar algo al Presidente, ¿sabes si está permitido y qué pasaría con ese regalo?

Foto: Pixabay
Nación 24/12/2019 10:41 El Universal Actualizada 10:41

Aunque en estas épocas decembrinas a todos se nos despierta el espíritu navideño y manifestamos el cariño con regalos, es importante saber que los funcionarios públicos tienen prohibido recibir obsequios.
 
Tampoco pueden aceptar presentes los empleados de organismos autónomos como el Banco de México (Banxico).
 
Si pensabas mandarle un regalo al Presidente o algún otro servidor público, quizá sea admitido, pero se canalizará al Instituto para Devolverle al Pueblo lo Robado, para venderlo, donarlo o destruirlo.

CÓDIGO DE ÉTICA

Todos, sin distinción de cargo, puesto o nivel deben cumplir lo que establece el Código de Ética de las Personas Servidoras Públicas del Gobierno Federal que en el artículo 21 ordena lo siguiente:
 
“En caso de que las personas servidoras públicas, con motivo de sus funciones, reciban un obsequio, regalo o similar, deberán informarlo inmediatamente al Órgano Interno de Control o Unidad de Responsabilidades, y procederán a ponerlo a disposición del Servicio de Administración y Enajenación de Bienes, conforme a las disposiciones que para tal efecto se emitan. Lo anterior, en cumplimiento a lo previsto en el artículo 40 de la Ley General de Responsabilidades Administrativas”.
 
Además, en el artículo 20 se deja claro que tampoco los familiares de los empleados del gobierno pueden aceptar presentes.
 
“Las personas servidoras públicas, con motivo del ejercicio de su empleo, cargo o comisión, no deben aceptar, exigir u obtener cualquier obsequio, regalo o similar, sean en favor de sí mismas, su cónyuge, concubina, concubinario o conviviente, parientes consanguíneos, parientes civiles o para terceras personas con los que tenga relaciones personales, profesionales, laborales, de negocios, o para socios o sociedades de las que la persona servidora pública o las personas antes referidas formen parte”.
 
Para el caso de los empleados del gobierno federal, la Ley General de Responsabilidades Administrativas (LGRA), es la que rige las disposiciones de observancia obligatoria para todos los servidores públicos, como el impedimento legal para aceptar obsequios.
 
La Ley indica que en caso de que lleguen a sus oficinas regalos no solicitados, los deben poner a disposición del Servicio de Administración y Enajenación de Bienes (SAE), para que el organismo descentralizado de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), lo destinará para la venta, donación o destrucción. 

BANXICO

Por su parte, Banxico difundió entre sus proveedores y contratistas, el aviso de sugerencia de no enviar obsequios a ninguno de sus empleados.
 
“Todos los funcionarios y empleados de este Banco Central, en nuestro carácter de servidores públicos, estamos obligados por ley a abstenernos de recibir obsequios que procedan de cualquier persona física o moral cuyas actividades profesionales, comerciales o industriales se encuentren directamente vinculadas, reguladas o supervisadas por el servidor público de que se trate en el desempeño de su empleo, cargo o comisión y que pudiera implicar intereses en conflicto, en los términos de las disposiciones aplicables”.

Comentarios