07 / diciembre / 2021 | 12:48 hrs.

No más impunidad en torno a casos de pederastia, asegura iglesia

Acciones de la Santa Sede serán enérgicas, advierte el vocero de la arquidiócesis, Juan Jesús Priego.

Foto: Archivo El Universal San Luis Potosí
Sociedad 27/02/2019 13:41 Sergio Marín San Luis Potosí, SLP. Actualizada 13:41

"La iglesia católica ha sido objeto de reacciones emocionales y viscerales, donde solo aquellos que son verdaderos fieles católicos se han mantenido y no han dejado de acudir a misa porque saben que no pueden medir con la misma vara", aseveró el vocero de la arquidiócesis de San Luis Potosí Juan Jesús Priego Rivera, tras referir sobre los casos de pederastia que se han presentado en la institución.

El sacerdote dijo que esta situación ha sido valorada ampliamente por la Santa Sede, y ha sido el Papa Francisco quien ha instruido a los presidentes de los episcopados para que todos los obispos actúen de inmediato ante cualquier indicio que se pudiera reportar por abuso sexual y ponerse de lado de los menores, pero además actuar con absoluta transparencia y no esconder los casos que pudieran presentarse.

"Siempre callar es más costoso que denunciar, y de aquí en adelante la política de la iglesia así será", sentenció.

Priego Rivera aseguró que a raíz de esta convocatoria hecha por el Papa Francisco para dar atención integral al tema de la pederastia, hay una línea muy clara respecto a los procesos de selección de aquellos que aspiren a ser sacerdotes, por lo que efectivamente serán más enérgicos en este tema y se aplicarán exámenes psicológicos para determinar el perfil mental de las personas.

El vocero del arzobispado dijo que la institución ha superado la etapa crítica a raíz de las denuncias que en su momento fueron presentadas, donde en principio hubo una negación cual si fuese una enfermedad que se creía no podría existir, lo que pudo en su momento restarle credibilidad de parte de sus propios seguidores, sin embargo, aseguró que con estas medidas se está recuperando la confianza de los católicos, quienes saben que no se pueden establecer juicios o valoraciones generales y que en verdad se está haciendo algo para corregir este mal que ofende a los menores y sus familias; e igualmente pidió que el delito como tal también sea rigurosamente castigado en otros ámbitos de la vida social.

sergio.marin@clabsa.com.mx

apl

Comentarios